Sensualidd y calidez

Los colores son parte fundamental y hacen que el vestido tenga un carácter único. El color habla mucho acerca de nuestra personalidad o nuestro estado de ánimo y en el fondo todas lo sabemos; es por eso que somos tan cuidadosas al elegir. Sin embargo, tan importante es el tono como la tela que se utiliza a la hora de crear un vestido.

El rojo es ideal para pieles latinas y nos brinda una atmósfera de sensualidad que en contraste con la piel se vuelve irresistible y muy atractivo a la vista.

El color blanco obedece al máximo el concepto de naturalidad y sencillez.

El fucsia, verde, turqueza y amarillo, son tintes interesantes y generalmente capturan la mirada de todo mundo, ya que nos hacen lucir alegres, vigorosas, con mucha energía y son colores armoniosos que regalan un toque de juventud a quien los usa.

El negro nos imprime carácter. Es un color muy determinado, lleno de misticismo y elegancia, sienta bien tanto a rubias como a morenas y muestra lo mejor de cada cuerpo en perfecta armonía, ya que es uno de los pocos colores que por sí mismos adelgaza la figura. Un vestido negro es algo que no debe faltar en tu guardarropa.

Todos los elementos se reúnen para definir y enriquecer el vestido. Al dar forma a una prenda nos definimos a nosotras mismas. Por eso importa mucho la tela que vayas a escoger. Las telas con encajes  ayudan a lucir muy elegante y glamorosa.  Los encajes conservan el romanticismo con una nueva visión del ayer y a las novias les agradan mucho.

La taféta de seda o seda cruda aportan una textura más gruesa y firme, por su composición logran separarse sutilmente de las piernas al caminar en la caída de las faldas, esto nos ayuda mucho a que el vestido no sea tan revelador. Sin embargo, son ideales para usarse en vestidos drapeados.

Aunque  a veces las telas de poliéster no tienen la misma calidad que la seda, ofrecen algo adicional,  ya que no se arrugan y generalmente sus precios son más accesibles.

Les recomendamos que pregunten a gente especializada antes de comprar un vestido, o chequear muy bien que la prenda tenga las características o elementos que buscan para verse muy bien y sentirse satisfechas después de la compra.

No olviden considerar cuando y donde es el evento; si es en interior o en exterior,  si es de día o de noche, en verano o en invierno, etc. Todo cuenta al momento de elegir.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>